Lamentamos profundamente tener que informarles…

2016-10-02-PHOTO-00001300Lamentamos profundamente tener que informarles que nuestro gran amigo y querido padre Vincent Hughes, el representante de Betania IV, en Los Ángeles, EE.UU. el 26 de septiembre de 2016 entregó su alma en las manos de nuestro Padre Celestial.

El padre Hughes amó y sirvió incansablemente a la Santa Madre Iglesia, no escatimó en tiempo y dedicación para guiar espiritualmente a centenares de almas al Señor, y fue un fiel propagador y seguidor del mensaje de reconciliación de la Virgen de Betania, y amigo verdadero de la sierva de Dios María Esperanza Medrano de Bianchini.

La familia Bianchini y miembros de la Fundación Betania nunca olvidarán sus hermosas palabras durante una de las Misas oficiadas por él en Caracas, Venezuela, el 9 de agosto de 2008: “El Señor llamó a María Esperanza desde que era una niña y Dios le dijo a ella: ‘Ven y sígueme.’ Y sí, ella vivió una vida natural, pero a la vez sobrenatural. Ella siguió esa luz y por esa luz esta mujer se convirtió en una mística, una mujer de fe unida a Cristo, unida a la Virgen Santísima, caminando constantemente en ese camino de la fe que le abrió a ella el Reino, pero ella supo del Reino aquí en la tierra.

Ella no tuvo temor de ser una evangelizadora, ella no tuvo temor de
leer nuestras almas, ella no tuvo temor de retarnos, pero por encima
de todo nos amó y amó a todos aquellos que se acercaron a ella.”

Agradecemos infinitamente su valiosa contribución como sacerdote,
amigo y representante de Betania IV. Su amor a Dios y su alegría
permanecerán en la memoria de todos aquellos que tuvimos la gracia de conocerlo, y su ejemplo seguirá siendo una fuente de inspiración y
motivación para nosotros y para las generaciones venideras.

¡Gracias por todo, padre Vincent Hughes!

SHARE